jueves, 25 de agosto de 2011

Vaya suerte la mía

La suerte no existe o eso creo yo y ayer lo pude comprobar, estas semanas han sido de estrés estudiando bastante sobre posicion, biomecanica y aerodinamica, ya contare algo.

Trabajando, entrenando con el descanso justo y hace unos días pensé relajate que la lías, que este estrés siempre desencadena en algo, lesiones, caídas, mal rendimiento ect....

Y acerté, mi estrés acabo en una fuerte caída ayer, salí con mi compi y pupilo Cristian, después de hacer varias bajadas complicadas en una pista fácil, era tarde con poca luz, no vi una piedra, se me escapo la mano del manillar y zasss








Hombro y codos en carne viva y inflamados y el costado también, después de las curas y ver que no hay nada roto toca terapia ibuprofeno y hielo.

A estas horas ya he probado a montar y mañana a entrenar, no he podido meter los entrenos de series de ayer y hoy pero como mañana me vea bien,....gaaaass


No hay comentarios: